No somos Iberdrola

Hay imágenes que pasan bastante desapercibidas pero que reflejan claramente por qué senderos transita el club. Si hace unos años Macua nos regaló una foto con Rajoy  que le valió el popular cántico de “Macua pepero, se te ha visto el plumero”, Urrutia posaba hace unos días con Lula, expresidente brasileño, y con Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola.

iberdrola y lula

No les cachearon a la entrada, eso fijo.

La eléctrica es todo un ejemplo de cómo hacer negocios y respetar el medio ambiente. Sin salir de casa, la inmensa torre que han alzado en el centro de Bilbao se ha hecho con trato de favor y cargo de 20 kilos al ayunta (http://gara.naiz.info/paperezkoa/20130430/400373/es/El-trato-favor-Azkuna-Iberdrola-costara-20-millones). Si nos vamos al extranjero, en Sudamérica en general y en Brasil en concreto la empresa ha recibido más de una y dos críticas por su política contra el agua y los impactos medioambientales.

No es de extrañar, por tanto, que Iberdrola gane pasta a expuertas sin importarles que mientras tanto los currelas de Tecuni, una de sus subcontratas, sufran un ERE. Los beneficios son tan grandes que Sánchez Galán embolsó en su cuenta corriente de 2013 la modesta cifra de 7,44 millones de euros. Suponemos que no llevó cambio a San Mamés y por eso Urrutia tuvo la educación y la deferencia de regalarle una camiseta del club con su nombre serigrafiado. Parece que Sánchez Galán se ha aficionado mucho al Athletic porque la última campaña publicitaria de su empresa utiliza la imagen del nuevo estadio y el supuesto caso de un aficionado al que le llueven primero las acciones y luego la pastaza que sale la cuota anual.

iberdrola

El colmo es la utilización de “Iberdrola zu zara”, slogan claramente inspirado en un cántico popularizado por la grada la pasada temporada y que alude al carácter popular del Athletic por encima de jugadores y directivas. La publicidad, en general, tiende a mentir y a proyectar una imagen totalmente opuesta de la realidad. Así, de un modo obsceno y tal y como también hiciera Petronor (Petro…nooooorl!), Iberdrola trata de limpiar su nombre usando la buena imagen social del Athletic.

iberTrola handia new

Que una empresa ampliamente criticada desde el ámbito político, sindical y ecologista y un presidente que pasaba por ahí sean agasajados en San Mamés se toma como algo totalmente natural. Que el palco se haya convertido en un nido de empresarios y políticos tampoco merece mayor apunte. Y en esas estamos, mercantilizando el club. Visto lo visto, no sería de extrañar encontrarnos con una mancha de Iberdrola en la camiseta cuando expire el contrato de Petronor, que para algo son socios de honor de la fundación Athletic… Ya se sabe que a más pasta mejor trato.

 

Anuncios