Olor a puro

Hay a quien una canción le transporta a un lugar, persona o recuerdo, están los que relacionan un paisaje con su infancia y las vacaciones. O bien a quienes la hierba cortada y los trozos de barro desprendidos de las botas, el olor a réflex y a esparadrapo le llevan hacia su época de jugador, le evocan compañerismo y la emoción de saltar al terreno de juego. Está también el aroma a mar y a salitre, a monte, a primavera. Algunos sentidos son muy potentes a la hora de activar las inescrutables conexiones cerebrales que provocan que el añorado pasado vuelva. En nuestro largo caminar como hinchas del Athletic, quizá el olor a puro es el inconfundible sentido que nos devuelve a un estadio vetusto, de los de antes, donde la fina lluvia en nuestra piel, el rumor de la marea humana hacia las puertas, y el escudo del Athletic dominando Pozas completaban un póker de sentidos que, aunque idealizados y resumidos en el tópico “cualquier tiempo pasado fue mejor“, siguen representando nuestro ideal futbolero.

Durante los últimos años se han extendido los lemas contra el fútbol moderno, y como todas las modas, de tanto usarse pueden volverse anodinas, vacías y superficiales, aunque no por ello dejen de ser el reflejo de un cambio abrupto, traumático, de algo roto en el interior.

san-mames-fuera.jpg

Caminando hacia San Mamés el otro día, por las mismas calles de antes, reflexionábamos sobre ello, sobre esa desconexión evidente entre el pasado y el presente en nuestro universo rojiblanco. No intuíamos el rumor en las calles, y al mezclarnos con la marea humana, a lo lejos veíamos una pantalla que ha sustituido torpemente al antiguo escudo. Ya no había viejos fumando puros en las puertas de acceso, fueron sustituidos por hombres trajeados y azafatas que aguardaban a los Very Important People. El aroma a césped del interior también había desaparecido. Ningún sentido despertó para hacer de esas dos horas algo especial, íntimo, deseado, fuera de lo rutinario.

En un proceso global, de Highbury a Upton Park, del Wanda Metropolitano a San Mamés, se han unificado sentimientos, metiéndolos en un mismo frasco y poniendo nombre al producto. Porque es eso lo que es el fútbol moderno, un producto en envoltorio cutre, de venta en tienda oficial a un alto precio. Y al hincha le han despojado de todo sentimiento convirtiéndolo en cliente. Soñábamos con un Athletic diferente pero nos despertamos con un Athletic igual. No igual al de antes, igual a los demás. En este proceso doloroso ya no nos quedan referentes, ni siquiera podemos consolarnos en el viejo Lasesarre en alguna fase de ascenso en sus gradas fabriles y sus tribunas de madera. Ya sólo nos queda Las Llanas, hasta que suba a Segunda A y se lo lleven por delante, como a todos.

Seguiremos la búsqueda de nuestro tarro de las esencias, ese que al destaparlo nos transporte a nuestro querido pasado, a nuestro olor a puro, el tarro que han intentado transformar en museo y que no ha conseguido sino que odiemos más el edificio que lo contiene. Porque tristemente, hau da San Mamés.</p>

Anuncios

Athletic Club Shop: ¡Arriba las manos!

Creíamos que lo habíamos visto todo cuando el Athletic publicó que BBK patrocinaría la manga izquierda en Liga y el torso de Kike Sola en Champions. Pero qué grata sorpresa cuando nos hemos pasado por la tienda online del Athletic, a raíz de un artículo de “Los otros 18”, y hemos comprobado que el precio de la zamarra rojiblanca es de 85 euros, módico precio para la adinerada hinchada rojiblanca, que acostumbrada a decir aquello de “¡que somos de Bilbao, txo!”, se tragará gustosa el enésimo detallazo de la Junta directiva con sus aficionados.

AthleticShop3

Hace unos meses, desde la Fundación se nos comentaba lo mucho que reflexionaban sobre las críticas. Ya vemos. Duplicar sponsors y no dar cifras al respecto ha sabido a poco al club y tampoco se han dignado a redactar ni media línea de información sobre el margen que saca el club, el que saca Nike y dónde están fabricadas las camisetas. Casi mejor, ¿verdad? Porque cuando leemos en internet que las camisetas están hechas en un 96% de botellas de plástico reciclado nos dan ganas de buscar un tutorial de Bricomanía para hacernos nuestra propia zamarra. ¿A cuánto está el kilo de plástico reciclado? ¿Nike se ha vuelto ecologista o está abaratando costes?

En una cosa sí tienen razón cuando apelan a los valores del club desde las altas instancias. Somos diferentes. Tanto, tanto, que somos los más caros, igualando el precio de las camisetas del Real Madrid y el FC Barcelona. Desde luego, vistos los precios de la tienda oficial, no sabemos qué hace el Athletic abriendola en San Mamés y no en la Quinta Avenida de Nueva York. Si estamos destinados al mercado de lujo, qué coño, a por todas, tienda del Athletic al lado de Louis Vuitton en Londres.

Ya estamos visualizando la vestimenta de los futuros pobladores de los palcos Vips. Camiseta con fular al cuello y pantalón de mil rayas. Perfecto para una tarde de fútbol entre el chin chin de las copas de champán y el cras cras de los percebes, sin olvidar unos bomboncitos. ¡Sebastián, los Ferrero, que ha marcado Aduriz!

AthleticShop1

Como más de uno estará preocupado por lo que le saldrá la temporada, allá va un presupuesto a medida para el prototipo de bazkide barria que quiere esta junta para la 2014-15:

  • carnet de tribuna + cuota de entrada: 2300 €
  • suplemento Champions o Europa League: 100 €
  • equipación (txapela y pin de oro opcional): 85 €
  • 1 viaje con la agencia oficial del club a destino europeo a pensión completa: 650 €
  • Bufanda + bandera patrocinada: eso corre a cuenta de BBK, San Miguel, Euskaltel o Petronor, ¡detallazo!

Pues nada, agradecemos a la directiva la idea de Gure Estiloa que propone a la afición y tomamos nota, ya no se nos ocurrirá ir como pordioseros con carnet de grada, bufandas hechas a mano y camiseta del año de la Polka a animar a nuestro Athletic.

 

FC United: fútbol y democracia de la mano

A más de uno le sonará la historia del FC United, un club que antepone valores a negocio y que precisamente fue impulsado por hinchas hartos de la deriva mercantil del Manchester United. Hace unos meses hablábamos de este proyecto en un reportaje que incluía un par de instructivos vídeos (enlace) y en esta ocasión os traemos un testimonio de primera mano gracias a John, un involucrado hincha que nos ilustra la filosofía del club. Visto lo visto, United sólo hay uno, y es el FC.

shapka

  • ¿Cómo puede ser que aficionados de un club tan laureado como el Manchester United acaben animando a un equipo que empezó en la décima división? ¿Cuál es el proceso que os llevó a esa decisión? Tuvo que ser muy duro y muy extraño cambiar de colores, algo así como un divorcio. ¿Alguno sigue yendo a Old Trafford o fue algo definitivo?

Un grupo de hinchas a finales de los 90 y principios del 00 se habían hartado de una serie de cambios. Se estaban cambiando los horarios y las fechas por la televisión, se obligó a los hinchas a sentarse en estadios de todo asientos (y se expulsó de los campos si no cumplían con esto y el ambiente decayó debido a esto y la dilución de los hinchas por parte del Manchester United deliberadamente asignando entradas a hinchas no fijos para partidos importantes (para que los “viajeros de un día” compraran merchandising). La lucha en la 98/99 para evitar que Sky Television comprara el Manchester United había radicalizado a un núcleo de hinchas y, por entonces, alguno ya había sugerido la idea de formar un club llevado por hinchas si Sky hubiera llevado a cabo su idea. Así que cuando la familia Glazer por fin consiguió comprar el MUFC, se recuperó la idea y el FC United nació en 2005.

Fue muy difícil para muchos de nosotros tomar la decisión de dejar a nuestro primer amor. Sin embargo, la determinación mostrada para fundar el club ha permanecido en un núcleo de unos 2.000 hinchas y son los que llevan el club adelante. Alguno, como yo, nunca ha vuelto a Old Trafford, otros ven al MUFC si se les ofrecen un carnet o entrada y otros siguen teniendo el abono anual del MUFC y ven al FC United si el MUFC no juega. Todos apoyamos al equipo todavía, no así al club. Ven al MUFC por la tele cuando el FC United no juega.

File photo of Manchester United fans protesting against the proposed sale of the club to US tycoon Malcolm Glazer.

  • ¿Cómo afectó todo esto a vuestra relación con hinchas del United que siguen apoyando a ese club?

Hubo un montón de discusiones durante los dos primeros años pero la mayoría de ellas han desaparecido ya.

  • El estadio ya está a medio construir. ¿Cómo se ha conseguido que sea viable económicamente? ¿Os llegasteis a plantear construirlo vosotros mismos, como el Union de Berlin?

Consideramos la idea de usar la ayuda de los hinchas para construir el campo pero hubiera llevado demasiado tiempo construirlo por ese método y la legislación de construcción y seguridad es muy estricta en el Reino Unido. Todavía contribuímos con las habilidades de los hinchas para ayudar a equipar el campo y construir instalaciones adicionales una vez que hemos tomado posesión del campo.

  • ¿Cómo es la escena futbolera inglesa en la división en la que os encontráis actualmente? ¿Hay hinchadas tan numerosas como la vuestra? ¿Hay violencia o se respira un ambiente más relajado?

Llamamos a nuestro actual nivel de fútbol “el fútbol sin liga”. En la mayoría de partidos de este nivel, el ambiente es muy relajado con los hinchas mezclados y charlando felizmente entre ellos. Tenemos de media una asistencia de 2.000 hinchas en los partidos de casa, mientras que otros equipos a este nivel tuvieron la temporada pasada una media de entre 172 y 949 hinchas en los partidos de casa. Reunimos entre 400 y 1.000 hinchas para los partidos de fuera. Nuestra hinchada genera un ambiente excelente con su “90-90”, esto es, el  90% de los hinchas cantando durante 90 minutos.

  • En los vídeos de la afición que hay en internet hemos podido ver un notable repertorio de canciones. ¿Qué influencias tenéis para componerlas y cómo las dais a conocer a la afición?

No hay una organización real! En el verdadero estilo de fútbol punk, se anima a todo el mundo a cantar sus cánticos al resto en el pub o en el tren o en el bus camino del partido. Si es buena, todos la cantarán en el siguiente partido.

  • ¿Hay espacio en las 2 primeras divisiones de las ligas europeas para luchar desde las gradas contra el fútbol moderno o es predicar en el desierto y no vale la pena?

Nos gustaría tener la oportunidad de intentarlo! Queremos demostrar que los clubs llevados por hinchas pueden funcionar a los niveles más altos pero no nos endeudaremos para conseguirlo. Estamos atrayendo cada vez más atención en Inglaterra y desde fuera, ya que hemos demostrado que la democracia puede operar en los clubes de fútbol durante un periodo prolongado y que los hinchas pueden construir un campo de 6 millones de libras y 5.000 localidades que generará beneficios comunitarios diarios. Alguno dijo en mayo de 2005 que no duraríamos hasta navidades. Recibirán su décima tarjeta navideña en diciembre de nuestros hinchas! Con el paso del tiempo, hemos ido creciendo en la creencia que los clubes de fútbol regidos democráticamente por los aficionados pueden tener éxito y no tenemos temor alguno en decir que hay otro modelo por el cual los clubes pueden poseerse y dirigirse.

  • Cuando un magnate compra un club también adquiere en cierto modo (o lo pretende al menos) los valores añadidos que tiene dicho club, a menudo valores de clase obrera e izquierda ligada a la ciudad. ¿No hay modo de luchar contra esa mercantilización?

Es muy difícil para los aficionados luchar contra el deseo de un propietario. Ellos quieren la inversión pero a menudo les disgusta las formas con las que el propietario intenta incrementar los ingresos. La mayoría de los propietarios rechazan los valores del hincha local, tradicionalmente de clase trabajadora, en un intento para atraer al más pudiente hincha de clase media. Los aficionados del FC United comienzan de una base distinta porque los hinchas decidieron la constitución del club y sus valores hace 9 años. Somos una organización democrática en la que los hinchas tienen el voto final (poder de decisión) en temas tales como los precios de las entradas para el campo, el precio de los abonos anuales, el diseño, si surgiera, de la camiseta y cómo debe ser dicho diseño.

  • ¿Cómo funciona el club internamente? ¿Este funcionamiento del FC United lo habéis trasladado a otras experiencias (barrio, sindicato, asociaciones…)?

Los aficionados son dueños del club, quienes eligen una directiva de 11 miembros durante dos años para marcar la estrategia del FC United. Asignan personas para dirigir el club y llevar a cabo la estrategia. Muchos hinchas trabajan voluntariamente para ayudarnos a dirigir el club en el día a día. Contamos con 7 u 8 voluntarios que realizan tareas de administración cada semana y tenemos a otras 100 personas que trabajan de voluntarios en los partidos de casa. Además, contamos con diseñadores de páginas web, comentaristas y productores para FCUM Radio y FCUM Television, entrenadores voluntarios en la comunidad y gente que ayuda con eventos para recaudar fondos. Hasta ahora, las distintas partes del FC United se han instalado en diferentes partes de Manchester, así que no ha tenido un gran impacto en la organización que mencionabais. Cuando tengamos el nuevo campo, esperemos para finales de septiembre, tendremos una base y entonces el barrio podrá ver cómo trabajamos y cómo podría influir en la gente nuestra forma de trabajar.

  • ¿Contáis con fútbol base? Si es así, ¿cuál es la diferencia de llevar a tu hijo a las categorías inferiores del FC y no a otro club?

Acabamos de abrir una escuela. Intentaremos darles una buena educación y una serie de valores con los que pueden vivir sus vidas, además de proporcionarles una formación excelente.

  • ¿Qué opinión se tiene por allí sobre el Athletic Club de Bilbao?

La mayoría de la gente de clase trabajadora del Manchester United admira su independencia y determinación de que sólo pueden jugar vascos en el Athletic. Los hinchas del Manchester United siempre desean tener jugadores de Manchester en el equipo.

* Eskerrik asko a John y al traductor oficial de Alabinbonban.

FC United: football and democracy, hand in hand

Some might be familiar with the history of FC United, a club that places values before business and that was precisely launched by a group of supporters fed up with Manchester United’s commercial drift. Some months ago we talked about this project in an article that included a couple of instructive videos (link) and now we bring you a first hand testimony thanks to John, a committed fan who shows us the club’s philosophy. From what we’ve seen, there’s only one United… and that’s FC.

shapka

  • How is possible that fans of such acknowledged club as Manchester United end up supporting a team that started in the 10th division? What was the process that led you to that decision? It had to be hard and very strange to change colours, something like a divorce. Do any of you still go to Old Trafford or was it something for good?

A number of fans during the late 1990s and early 2000s had become fed up with a number of changes. Kick off times and dates of matches were being changed for television, fans were being told to sit down in the all-seated stadia (and being ejected from the ground if they failed to do so and the atmosphere was being quietened by this and the dilution of the supporters by Manchester United deliberately allocating tickets to irregular supporters for high profile matches (so that the ‘day trippers’ would buy merchandise). The fight, in 1998/1999, to prevent Sky Television from buying Manchester United had radicalised a core of supporters and, at that time, some had suggested the idea of forming a supporters’ owned club if Sky had succeeded. So, when the Glazer family eventually succeeded in buying MUFC, the idea was resurrected and FC United was born in 2005.

It was very difficult for many of us to make the decision to part from our first love. However, the determination shown to start the club has stayed with a core of about 2000 people and they drive the club forward. Some, like me, have never been back to Old Trafford, some will watch MUFC if they are offered a ticket and some still have a season ticket at MUFC and will watch FC United if MUFC are not playing. All still support the team, but not the club. They will watch MUFC on television when FC United are not playing.

File photo of Manchester United fans protesting against the proposed sale of the club to US tycoon Malcolm Glazer.

  • How did this affect your relation with United fans who still support that club?

There were a lot of arguments for the first 2 years, but those have largely died down now.

  • The ground is already half built. How did you manage to make it economically viable? Did you get to consider to build it yourselves as FC Union Berlin did?

The ground will cost about £6 million, of which half has been raised by supporters and friends of FC United. Then we have had grants from Sport England, the Football Foundation and Manchester City Council which has covered most of the other costs. We did consider using supporter help to build the ground but it would have taken far too long to build by that method and building + safety regulations are very strict in the UK. We do still anticipate using supporters’ skills to help fit out the ground and build additional facilities once we have taken possession of it.

  • How’s the English football scene in the division you’re currently playing? Are there fans as numerous as yours? Is there any violence or is it a more relaxed atmosphere?

We call our current level of football ‘Non-League football’. At most matches at this level the atmosphere is very relaxed with the supporters mixing and talking quite happily with each other. We average about 2000 supporters at our home matches and the other clubs at our level averaged last season between 172 and 949 for their home matches. We take between 400 and 1000 supporters to our away matches. Our fans generate an excellent atmosphere with their 90-90, 90% of the fans singing for 90 minutes.

  • In different videos through the Internet of your fans we could see a remarkable display of chants. What are your influences when you compose them and how do you make them known through the fanbase?

There is no real organisation to it! In true punk football style, everyone is encouraged to sing their songs to others in the pub or on the train and buses to the match. If it is good, all will sing it at the next match.

 

  • Is there room in the two firsts European leagues to fight from the stands against modern football or is it like preaching in the desert and not worth it?

We would like to have the opportunity to try! We want to demonstrate that supporter owned clubs can be successful at the very highest level, but we will not go into debt to achieve it. We are attracting increasing attention in England and overseas, as we have demonstrated that democracy can operate in football clubs for a sustained period of time and that supporters can build a £6 million, 5 thousand capacity ground which will have daily community benefit. Some people said in May 2005 that we would not last until Christmas. They will receive their 10th Christmas card in December from our supporters! As time passes, we are growing in confidence that supporter owned democratically run football clubs can be successful and we are not afraid to say that there is another model by which clubs can be owned and run.

  • When a magnate buys a club, also acquires to a certain extent (or at least tries) the added values of the club, often working class and leftist values linked to the city. Isn’t there a way to fight against that commercialization?

It is very difficult for fans to fight against the wish of an owner. They want the investment, but often dislike the ways that the owner attempts to increase revenue. Most owners reject the values of the local, traditional working class supporter in the attempt to attract the more affluent middle class supporter. FC United supporters start from a different base because the supporters decided the club’s constitution and its values 9 years ago. We are a democratic organisation in which the supporters have the final vote (decision making power) on such things as admission prices for entry to the ground, the price of season tickets, whether there should be a new design for a shirt and what that design should be.

  • How does the club internally work? Have you transferred this FC running to other experiences (districts, unions, associations…)?

The supporters own the club who elect 11 Board members for 2 years to set the strategy for FC United. They appoint people to run the club and carry out the strategy. Many supporters volunteer to help us run the club on a day to day basis. We have 7 or 8 volunteers who carry out administrative tasks each week and we have about 100 people who volunteer at home matches. Then we have web designers, FCUM Radio and television commentators and producers, volunteer coaches in the community and people who help with fund raising events. Up to now, the different parts of FC United have been based in different parts of Manchester, so have not had a great effect on the organisations that you mention. When we have our new ground, hopefully by the end of September, we will have one base and then the district will see how we work and may be the people will be influenced by our style of working.

 

  • Do you have a football academy? If so, what’s the difference between taking your son to the FC football school and elsewhere?

We have just started an Academy. We will try to give them a good education and a set of values by which they can live their life, as well as provide them with excellent coaching.

  • What is the general opinion over there about Athletic Club de Bilbao?

Most working class people who support Manchester United admire their independence and determination that only Basque born people can play forAthletic Club de Bilbao. Manchester United fans always like to have players from Manchester in the team.

* Eskerrik asko to John and to Alabinbonban`s official translator.

 

Compra, memo, compra

Compra hasta que te mueras. Compra cualquier mierda y lúcela orgulloso, no sea que te quedes atrás en una ficticia carrera basada en la apariencia. Dale tu pasta al fulano de turno a cambio de costear tu vicio. Comprar, comprar y comprar, amigos, principal actividad del mundo civilizado. Contentos vamos, pues, a nuestras boutiques favoritas pero el horror nos sacude en cuanto entramos en el universo Athletic y nos damos de bruces con merchandising chabacano como el que a continuación detallamos.

Empecemos por los patrocinadores y digámoslo claro: cualquier camiseta o sudadera que incluya publicidad adquiere el rango de asquerosa por muy bonita que pueda parecer en un principio, caso por ejemplo de la tercera equipación verde. Donde antes había un orgulloso hincha del Athletic con una impoluta zamarra ahora tenemos a un fulano haciendo propaganda. Que tu amatxu te haya regalado la equipación por Olentzero no es excusa. Por favor, tapa el chapapote con cualquier otro slogan o, mejor, bórralo, que hasta tutoriales hay por la red. De lo contrario pensaremos que

  • a) eres cuñado de Josu Jon
  • b) tienes acciones de Petronor o
  • c) eres tan bobo que no te enteras de a quién beneficias tras pagar más de 10 talegos por una camiseta.

Antes de zanjar el tema publicitario, no olvidamos las bufandas y banderas con patrocinio de IMQ, Vocento, San Miguel o la panadería de turno. Sabemos quiénes sois (tipos de Athleticzales).

hau ez da gure estiloa

Continuemos con las camisetas. Muy mal hay que hacerlo, al margen de ponerle publicidad, para que una camiseta del Athletic resulte rematadamente fea. Tuvo que ser un artista llamado Darío Urzay quien lo lograra al engendrar la popularmente conocida como camiseta ketchup. Lamikiz, algo tuvo que hacer bien, suspendió el acuerdo y desde entonces nada hemos sabido de la posterior trayectoria artística de Urzay; lo mismo se ha escondido en la misma cueva que el expresidente. Para acabar con camisetas horrendas, aún recordamos algunas de Juanjo Valencia. En un puesto que tradicionalmente requiere sobriedad el portero nos sorprendió con modelitos multicolores diseñados por algún triposo en Woodstock del 69.

athletic-camiseta-urzay

Pero volvamos de los 90 y situémonos en 2004. Sabíamos de la publicidad encubierta y del uso de famosetes a la hora de promocionar artilugios, aunque desconocíamos cuán grande podía ser su impacto hasta que Yeste marcó un gol y lo celebró enseñando unos horrendos gallumbos rojiblancos. El efecto llamada fue tal que las ventas de los calzoncillos se dispararon de cojones, nunca mejor dicho. El jefe de marketing de Ibaigane se marcó un tanto y el iluso comprador quizás pensó que con aquello entre las piernas podría acabar emulando a su ídolo; es decir, bañándose con dos mozas en el jacuzzi de Lezama. Bueno, y con Del Horno. Viendo cómo la gente acudió en masa a comprar gallumbos tan horteras nos descojonamos cuando algún plumilla de El Correo habla de lo formal y tradicional que es la parroquia rojiblanca. Como en los anuncios prostibularios de Deia y Vocento, algo se esconde tras la aparente rectitud moral, ya que el club se ha soltado tanto la melena que hasta vende tangas rojiblancos en la web. Sólo falta que la tienda del Athletic venda condones rojiblancos, aunque para ello Urrutia debería pedirle permiso antes al obispado y a la amatxu de Begoña. Venga Josu, unos condones con la imagen de Toquero y el slogan “Tú también la puedes meter” se venderían como churros; y todos sabemos que aquí lo principal es el dinero.

Porque dinero, dinero y más dinero es lo que quieren del aficionado desde la dirigencia, que diría Bielsa. Si no, no se explica que en las tiendas oficiales te vendan banderas que luego a duras penas te dejan introducir en San Mamés. No sea que, rodeado de circuitos cerrados de seguridad y mil cámaras de televisión, se te ocurra lanzarle el mástil al linier. No sea que cuelgues la bandera y tapes la sacrosanta publicidad, gestionada, para más inri, por una empresa que luego no paga. No sea que se te ocurra dar colorido a tu localidad.

Otro ejemplo flagrante de comercialización fue la idea de vender, cual sagradas reliquias totémicas, trocitos de césped del viejo San Mamés. En vez de dejar que el populacho diera rienda suelta a sus instintos más british (léase hooligans) invadiendo el campo, como ocurre en infinidad de estadios una vez se disputa el último partido, a alguna mente brillante se le ocurrió que aquello quedaba feo (bueno, a lo mejor) y que era mejor intentar sacar tajada de un césped cambiado infinidad de veces. Vender un poco de hierba a 35-40 euros es más propio de camellos pero, por si las moscas, no queremos establecer ninguna comparación. Esto en caso de que sea hierba, ya que si las ovejas de San Miguel se dedicaron a comer el césped, ¿qué metieron en las urnas? ¿la lana que no iba en las bufandas 100% acrílico?

cesped de SM

Damos por finalizado el museo de los horrores rojiblancos con el material conmemorativo de las finales. Polos y ediciones exclusivas con el nombre del rival son prácticamente un ultraje, más aún después de perder las finales. Sin embargo, son las bufandas compartidas las que más irritan nuestros delicados ojos. Ver una bufanda con una mitad del Athletic y en la otra mitad los colores del Barça o el nombre del Atlético de Madrid hace llorar a cualquier Athleticzale de bien.

Ya tenemos mecheros, tangas, ambientadores de pino, cubertería, vino (Dios salve a Larrazabal), toallas, edredones, cojines, calcetines y hasta manjares culinarios del Athletic (Telepizza). Amigos, cualquier mierda susceptible de dar dinero será puesta a la venta. ¿Qué será lo siguiente? ¿Dodotis?

La tragedia de Hillsborough

* Colaboración para Alabinbonban.

El pasado 15 de abril se cumplía el 25 aniversario del desastre de Hillsborough, donde 96 hinchas del Liverpool murieron aplastados o por asfixia en un partido de semifinales de la FA Cup entre Liverpool y Nottingham Forest en el estadio de Hillsborough (Sheffield), un fatídico sábado de 1989.

El partido se suspendió en el minuto 6, cuando el árbitro tuvo que interrumpir el juego al ver que algunos aficionados del fondo que ocupaba la hinchada red, comenzaban a saltar al césped huyendo de las avalanchas, mientras otros escalaban desesperadamente al segundo anillo, ayudados por los que estaban ahí, en la que es seguro la mayor chapuza organizativa de la historia del fútbol inglés. Chapuza que, con el paso de los días, degeneró en una repugnante campaña de encubrimiento y mentiras, lideradas por el gobierno de Maggie Thatcher y con la estimable ayuda de ciertos medios como el sensacionalista The Sun.

La tragedia de Heysel de 1985 estaba muy reciente, lo cual fue el contexto perfecto para que Thatcher cargara todas las culpas a la aficion liverpudlian y se fuera de rositas. En su cruzada para acabar con el problema hooliganismo, vio en esta tragedia la ocasión perfecta para darle la estocada final, echando mano, eso sí, de falacias, mentiras y encubrimientos. El Liverpool, con sus antecedentes, era la víctima perfecta.

La posterior “investigación” (sí, entrecomillado, porque aquello tuvo muy poco de investigación y mucho de farsa) concluyó que fueron los propios hinchas del Liverpool, borrachos como cubas ellos, los que provocaron la masacre, que el dispositivo de seguridad funcionó y que la policía y los servicios de seguridad hicieron bien su trabajo, pero, simplemente, no pudieron dar abasto. Por su parte, The Sun, no sólo apoyó la versión oficial, sino que también complementó estas acusaciones inventándose bulos tan execrables como, por ejemplo, que algunos hinchas habían aprovechado para robar a los que yacían moribundos. Y todo ello acompañado de escabrosas fotos de cadáveres, de nulo gusto e interés informativo.

Ahí comenzó la segunda tragedia de Hillsborough, la de la criminalización de todo el conjunto de una afición que había visto cómo 96 personas de su propio club morían y que, encima, eran acusados de que ellos mismos las habían matado. Para ello, se tiró del manual clásico del encubrimiento: se inventaron pruebas y testimonios (tanto de aficionados como de policías), mientras que testimonios reales que contradecían la versión oficial se borraron de las actas, se ocultaron gravísimos errores organizativos y se extendieron bulos y mentiras, como los comentados por The Sun.

dontbuysun

Pero ahí también comenzó la lucha no sólo del club, sino de toda la ciudad de Liverpool para aclarar los hechos y para que se hiciera justicia, especialmente con los 96 fallecidos. Para ello, se organizaron grupos y campañas, desde boicotear a The Sun (“Don’t buy The Sun”) hasta investigaciones independientes y recursos de familiares de víctimas que llegaron hasta Estrasburgo. Todo este esfuerzo tuvo su recompensa cuando casi 25 años después una nueva investigación, demostró toda la pantomima que había sido la investigación inicial, quedando el gobierno británico tan expuesto, que hasta tuvo que salir el Premier británico hace unos meses, el también tory David Cameron, pidiendo disculpas públicamente por aquella tropelía y prometiendo que se aclararían los hechos. Además durante esos días, el programa Panorama de la BBC emitió el interesantísimo documental “Hillsborough: How they buried the truth”, donde sacó a la luz todo lo que ya se sabía desde el principio en Liverpool, pero que buena parte del resto del país desconocía. La lucha, el esfuerzo y el tesón, por fin daban sus frutos… aunque fuera con 25 años de retraso.

Ya lo dijo el actual entrenador del Everton, Roberto Martínez, durante la ceremonia en Anfield del 25 aniversario del desastre: “Y como ya dijo mi presidente (Bill Kenwright) hace un año, las autoridades eligieron la ciudad errónea si creyeron que se iban a salir con la suya”.

* Celebraciones de la afición del Liverpool FC por la muerte de Maggie Tatcher:

* Documental anterior a la segunda investigación:

 

No somos Iberdrola

Hay imágenes que pasan bastante desapercibidas pero que reflejan claramente por qué senderos transita el club. Si hace unos años Macua nos regaló una foto con Rajoy  que le valió el popular cántico de “Macua pepero, se te ha visto el plumero”, Urrutia posaba hace unos días con Lula, expresidente brasileño, y con Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola.

iberdrola y lula

No les cachearon a la entrada, eso fijo.

La eléctrica es todo un ejemplo de cómo hacer negocios y respetar el medio ambiente. Sin salir de casa, la inmensa torre que han alzado en el centro de Bilbao se ha hecho con trato de favor y cargo de 20 kilos al ayunta (http://gara.naiz.info/paperezkoa/20130430/400373/es/El-trato-favor-Azkuna-Iberdrola-costara-20-millones). Si nos vamos al extranjero, en Sudamérica en general y en Brasil en concreto la empresa ha recibido más de una y dos críticas por su política contra el agua y los impactos medioambientales.

No es de extrañar, por tanto, que Iberdrola gane pasta a expuertas sin importarles que mientras tanto los currelas de Tecuni, una de sus subcontratas, sufran un ERE. Los beneficios son tan grandes que Sánchez Galán embolsó en su cuenta corriente de 2013 la modesta cifra de 7,44 millones de euros. Suponemos que no llevó cambio a San Mamés y por eso Urrutia tuvo la educación y la deferencia de regalarle una camiseta del club con su nombre serigrafiado. Parece que Sánchez Galán se ha aficionado mucho al Athletic porque la última campaña publicitaria de su empresa utiliza la imagen del nuevo estadio y el supuesto caso de un aficionado al que le llueven primero las acciones y luego la pastaza que sale la cuota anual.

iberdrola

El colmo es la utilización de “Iberdrola zu zara”, slogan claramente inspirado en un cántico popularizado por la grada la pasada temporada y que alude al carácter popular del Athletic por encima de jugadores y directivas. La publicidad, en general, tiende a mentir y a proyectar una imagen totalmente opuesta de la realidad. Así, de un modo obsceno y tal y como también hiciera Petronor (Petro…nooooorl!), Iberdrola trata de limpiar su nombre usando la buena imagen social del Athletic.

iberTrola handia new

Que una empresa ampliamente criticada desde el ámbito político, sindical y ecologista y un presidente que pasaba por ahí sean agasajados en San Mamés se toma como algo totalmente natural. Que el palco se haya convertido en un nido de empresarios y políticos tampoco merece mayor apunte. Y en esas estamos, mercantilizando el club. Visto lo visto, no sería de extrañar encontrarnos con una mancha de Iberdrola en la camiseta cuando expire el contrato de Petronor, que para algo son socios de honor de la fundación Athletic… Ya se sabe que a más pasta mejor trato.